Saltar al contenido

¿Qué nos hace diferentes? La respuesta la tienes en tu cabeza

que nos hace diferentes

Lo que nos hace diferentes

Seguramente recuerdes ese episodio cuando el piloto de ese avión salió del aeropuerto de Nueva York, a los pocos minutos de despegar fallaron todos los motores y tuvo que enfrentarse a una situación extrema.

piloto aterrizajeDonde rápidamente entendió dos cosas: Primero, que no tenía más motores y segundo, que no tenía tiempo de volver al aeropuerto, y debía de tomar una decisión, la cual fue aterrizar en el río Hudson. Puedes ver aquí el articulo.

Si el piloto de ese avión hubiese sido una computadora, todos estarían muertos. Porque el piloto era un ser humano y tenía un cerebro humano.

Pero particularmente, lo que hace que ese aterrizaje supusiera el éxito, estaba en un área cerebral de ese piloto, exactamente en el lóbulo frontal.

El cerebro trabaja en red, conectando neurona a neurona,  cuando tenemos una función cognitiva se activa casi todo el cerebro, pero hay áreas que son más críticas a la hora de activarse, lo veremos más adelante.

Si hay un área del cerebro humano que nos relaciona con nuestra identidad, con nuestro yo, es el área frontal.

Lo que nos hace diferentes a todos, lo que nos diferencia de las demás especies está en esta área.

Si hay una lesión en la parte posterior del cerebro, que es clave para el proceso de percepción del mundo externo, la persona va a tener seguramente dificultades a la hora de percibir el mundo, pero va a ser la misma persona. Con su carácter y personalidad intactos.

Si hay un daño frontal, uno no va a ser el que era, comienza a ser distinto, cambia la personalidad así como el carácter.

cerebro funciones psicologoEl lóbulo frontal tiene neuronas que son diferentes a otras partes del cerebro.

Por ejemplo, hay neuronas del sistema olfatorio. Esta red que regula el olfato tiene neuronas que responden a esos estímulos olfatorios.

Algunas de las neuronas que procesan la visión responden únicamente al estímulo visual.

En cambio, como uno esperaría del área más crítica del cerebro humano, las neuronas frontales responden a diferentes cosas según el contexto. Por ejemplo, pueden responder al ver a perro o a escuchar un maullido que proviene de un gato, dependiendo del contexto.

Esta área que es crítica para nosotros termina de madurar entre la segunda y la tercera década de vida y tiene una función importante en varias funciones intelectuales y cognitivas.

Por ejemplo, es muy importante en la planificación, la toma de decisiones, la memoria, el lenguaje, la interacción social, etc.

Cómo Funciona el cerebro

Tu cerebro está cambiando porque estas aquí leyendo esta información, se puede decir que ahora mismo,  estás cambiando tu cerebros, porque estas leyendo información, te guste o no este post, tu cerebro está asimilando la información y cambiando. Interesante ¿verdad?

La interacción social cambia nuestro cerebro.  Aun en el ascensor, cuando nos miramos con el vecino, tenemos que decirle algo por compromiso, vemos si nos quiere o no… Nuestro cerebro se está activando y el del vecino también.

No se puede entender un cerebro humano como algo único, se tiene que entender como una interacción entre dos cerebros.  Y parte de la complejidad del cerebro humano para muchos investigadores se explica por la complejidad social que nuestra especie ha alcanzado.

Y si no creen en la complejidad social que hemos alcanzado, miren todo lo que hemos creado: las sillas, el micrófono, ordenadores, la ropa y todo lo que nos rodea dia a día.

Hemos aprendido mucho del lóbulo frontal por personas que lamentablemente tuvieron problemas neurológicos o psiquiátricos, pero también aprendimos y aprendemos por las nuevas tecnologías, las imágenes, escáner…

n1Sul4O - ImgurHoy podemos estudiar el cerebro con aparatos que ven en vivo qué pasa dentro de nosotros, cuando imaginamos o cuando memorizamos. La memoria humana no es una sola: hay diferentes tipos de memoria.

Hay una memoria de dónde y cuándo: “yo ayer estuve en el centro”.Hay una memoria que es una memoria episódica.

Hay un área clave en el hipocampo.

 Y otra memoria que es la que estoy usando ahora que es una memoria “online”: yo estoy escribiendo nuevas palabras que olvidare una vez escritas, esta memoria también aparece cuando tenemos un numero  de teléfono en la cabeza, lo marcamos, hablamos con la persona y lo olvidamos, es una memoria más online. Es la memoria a corto plazo.

Esta memoria a corto plazo, tiene mucha dependencia con el lóbulo frontal.

Pero hay otras memorias que sabíamos, por lesiones y por estudios de animales, en las que no era tan importante el lóbulo frontal o la memoria semántica: La memoria semántica por ejemplo es saber que Madrid es la capital de España, no sabemos cuándo aprendimos eso, es un concepto, como saber que estas delante de una pantalla.

Hoy sabemos por las técnicas de imágenes que el lóbulo frontal se activa en todas estas memorias en el ser humano: cuando tiene una memoria autobiográfica, una memoria semántica, una memoria online, una memoria episódica, además de otras partes del cerebro, hoy sabemos que, el lóbulo frontal juega un rol importante.

Y hablando de memoria, quiero decirte que los avances en las neurociencias en las últimas décadas ha sido exponencial, se ha avanzado mucho más en 10 años que en varios siglos, debido al avance genético, de imágenes y que hay más científicos en este momento, que en toda la historia de la humanidad.

Es un hecho importante, que cuando uno evoca un recuerdo, la memoria se hace inestable y lo vuelve a guardar de nuevo, como cuando uno guarda un documento Word, lo que se guarda es lo que se va a recordar la próxima vez.

Si uno hace un viaje de enamorados y uno está más enamorado que el otro y lo cuenta cien veces, y el otro lo cuenta dos porque está poco enamorado y lo pasó mal, seguramente el más exacto es el que lo contó dos veces, porque el que lo contó cien veces va a poner cosas emocionales en el viaje y en el contexto que no van a tener nada que ver con la realidad.

Aprendimos del lóbulo frontal que es el encargado de planificar, de organizar la conducta temporal del lenguaje, de la emoción y de los aspectos racionales, [por experiencias] de los pacientes.

Uno de los procedimientos que dieron información muy avanzada sobre el cerebro, es la lobotomía.

La lobotomía es un procedimiento que afortunadamente no se usa más, pero fue muy popular en Europa y en Estados Unidos hace décadas y a partir de los ’70 cesó la actividad.

Básicamente se destruía el lóbulo frontal, entrando con un pequeño acero por el ojo, que destruía los trastornos de depresión incurable en ese momento, obsesiones que no los dejaban tener una vida independiente o con dolores intensos. Pero también los destruían como personas.

Habían dejado de ser ellos mismo: estaban completamente desinhibidos, despreocupados. Y así aprendimos lamentablemente lo que sucede con una lesión frontal.

El Caso de Phineas Gage

También aprendimos sobre lo que pasa con una lesión frontal con un experimento natural que sucedió en Cavendish, un pueblo de Vermont. En Cavendish, había una empresa que estaba construyendo un ferrocarril y un capataz, Phineas Gage, era muy obsesivo.

Llegaba temprano a trabajar, se iba último, todo el mundo confiaba en la palabra de él, los jefes en la empresa confiaban en él, los obreros que dependían de él estaban muy contentos.

Era una persona muy confiable hasta que en la explosión de una mina, un hierro le atravesó el lóbulo frontal.

El hierro salió, no quedó incrustado. Elsobrevivio pero esa esta parte del cerebro había desaparecido.

Gage y su area frontalLo llevaron a Boston para salvarlo, hoy el hierro se puede ver en el Hospital de Harvard.

Es un caso muy famoso, no estoy violando ninguna confidencialidad médica, todos los datos que voy a decir fueron muy difundidos en los medios internacionalmente, científicos y no científicos. Sigue aquí más sobre el caso.

Phineas Gage llega al hospital de Boston, primero, consciente. Segundo, hablando perfectamente, memorizando todo lo que pasó. Después de una semana se va de alta, con un agujero en la parte anterior del cerebro.

Los círculos médicos de Boston se preguntaban “¿para qué sirve esa parte?” Porque Phineas Gage salió de alta con la misma inteligencia.

La ciencia no puede medir toda la inteligencia, no se puede medir el humor, la ironía, la valentía, pero se pueden medir algunos aspectos de la inteligencia analítica.

Y esa inteligencia analítica estaba preservada en Gage.

El lenguaje estaba preservado, la memoria o las memorias estaban preservadas, la atención estaba preservada, las funciones espaciales estaban preservadas, no tenía ningún déficit motor.

Entonces los médicos en Boston decían ¿para qué sirve esta zona del cerebro? Al poco tiempo se dieron cuenta.

Phineas Gage se puso totalmente desinhibido, empezó a tomar decisiones financieras en contra de él mismo, decisiones sociales, laborales, familiares.

No quiero hacer un juicio moral sobre qué está bien y qué mal en tomar de decisiones, pero si alguien tomaba decisiones ventajosas en su vida, y luego del accidente empieza a tomar decisiones que juegan en contra de uno, tanto en el aspecto social, laboral y familiar, claramente hay un déficit de toma de decisiones.

Lo curioso es que ese déficit de Phineas Gage no pudo ser explicado como pérdida de la razón; porque el intelecto, la parte intelectual, la memoria, la atención, la inteligencia, el lenguaje estaban intactos.

¿Y qué pasó?  Lo que pasó es que el hierro atravesó la zona frontal, que cumple otra función además de todas las que dije antes, que es regular la emoción y lo racional.

Como actúa el Lóbulo Frontal

El lóbulo frontal es el que se encarga en nuestro cerebro de adaptar socialmente los impulsos innatos que todos tenemos.

Todos queremos devolverle un golpe a alguien si nos pega por sorpresa, todos.

Pero algunos no lo hacen.

Todos queremos decirle a una persona que es molesta, es mentirosa o cínica, que es un mentiroso o un cínico.

Pero nuestra conciencia nos hace de no hacerlo.

Bueno pues eso es lo que las personas con daño frontal hacen.

Entonces el déficit de Phineas Gage era un déficit emocional que guía a la toma de decisión “racional” y los seres humanos tomamos decisiones permanentemente. Aquí ya podemos hacernos a la idea de la gravedad del problema.

La vida no nos lleva a tomar decisiones sólo cuando elegimos una carrera universitaria, cuando elegimos un trabajo, o cuando elegimos un plato de comida en un restaurante, o cuando yo elegí que fotos poner en el artículo.

Obviamente que esas decisiones son conscientes y tenemos muchas decisiones conscientes, vivimos tomando decisiones.

Ahora mismo, tu estás tomando decisiones en este momento, leer o parar, mirar el movil, pensar en lo qué estoy diciendo o quizás estes decidiendo qué va a comer más tarde.

Vivimos tomando decisiones.

Y el cerebro, evolutivamente, ha desarrollado un mecanismo de toma de decisiones donde no puede evaluar los pros y las contras permanentemente porque si no, no tendríamos tiempo para tomar todas las decisiones que tomamos.

Porque tomar decisiones no es solamente elegir un plato de comida, o una camisa, o una carrera universitaria. La toma de decisiones es permanente.

Como decía, el cerebro humano ha desarrollado evolutivamente un mecanismo automático, muchas veces no consciente, que incorpora el contexto que cambia.

Lo mismo que el piloto del avión.

La toma de decisión humana no es un proceso lógico ni computacional, sino que está guiado por las emociones. Pacientes como Phineas Gage tienen lo que se llama “miopía del futuro”.

Phineas Gage sabía qué estaba bien y qué estaba mal, sabía que por las decisiones que tomó no lo admitieron en el trabajo.

Los pacientes con daños frontales saben qué está bien y qué está mal, no es un problema de conocimiento.

Sin embargo, eligen el riesgo, la recompensa inmediata. Por eso, muchas veces en la neurobiología decimos que estos pacientes tienen miopía del futuro.

La toma de decisiones

No pueden resistir la tentación inmediata, aunque esa tentación inmediata sea perjudicial a largo plazo.

Y esta teoría de la biología de la toma de decisiones, está dando luz para entender algunos aspectos, no todos, porque son fenómenos multifactoriales y complejos; e intervienen varios elemento,  pero, por ejemplo, la obesidad la podemos entender con este modelo.

En todos los supermercados hay  helados, pero solo somos  algunos los que no podemos resistir comprarlo y comerlo a pesar de que sabemos que va a aumentar 500 calorías a la tarde o a la mañana siguiente, e inmediatamente después de comerlo.

Lo mismo pasa con la adicción severa a las drogas o con el juego patológico. El jugador patológico no es el que juega a veces en el casino, sino el que no puede vivir sin jugar.

Hay un caso de un paciente mío que tenía el dinero que había ahorrado durante meses para pagar su luna de miel, y la semana anterior a casarse, se lo jugó.

Claramente, no vio el futuro: que la mujer lo iba a matar. O al menos tirarle un buen zapato a la cabeza. Esto es un breve ejemplo para que podamos ver como juega su papel el lóbulo frontal y la toma de decisiones en nuestra vida.

Ahora vamos a escuchar un poco de música, y les voy a contar qué tiene que ver esto con el lóbulo frontal.Este es el Bolero de Ravel.

Ravel lamentablemente sufrió una enfermedad que afectaba el sistema frontal. Esto está bien evidenciado en la literatura médica.

Y muchos investigadores creen en la hipótesis de que parte de su obra artística fue influenciada por su enfermedad frontal. Porque los frontales también perseveran, son como “piñón fijo” muchas veces, no pueden tener esa flexibilidad cognitiva que es necesaria para sobrevivir.

Incluso, en el bolero la melodía se repite como 17 veces. Pueden ver que la perseverancia, ser “piñón fijo” cuando uno es un genio es agradable; el asunto es cuando uno persevera y no es un genio o considerado como tal.

Conclusiones

Se creía que el lóbulo frontal era más grande en los humanos que en otras especies. Hoy sabemos que no.

Hoy sabemos que parte de la complejidad frontal quizá sería por las conexiones cerebrales, no tanto por el tamaño del lóbulo frontal.

La neurobiología no hace una regla de un solo caso, sino que hay muchísimos laboratorios en el mundo que por décadas han estudiado el fenómeno que originalmente se dio en Gage. Y la lesión frontal no sólo se da con una lesión,con un hierro o con un accidente vascular.

Esta es una enfermedad degenerativa, como el Alzheimer, pero en vez de afectar el hipocampo que regula la memoria, afecta el lóbulo frontal.

Pero lo interesante, es que la mayoría no se da cuenta, porque lo que se afectaba no era como en el Alzheimer, no era la memoria o la orientación, era la conducta.

La obesidad, el juego patológico y la adicción a las drogas también se está investigando como un déficit en toma de decisiones.  El no poder inhibir la recompensa inmediata a pesar de que va a ser perjudicial en el largo plazo.

El ser humano contemporáneo cuenta con todos los recursos para resolver muchos de los problemas sociales más urgentes, por ejemplo la pobreza.

Sin embargo, en los temas sociales hay emoción.

Cuando hablamos con un jefe hay emoción; cuando hablamos con nuestra pareja hay emoción; cuando nos encontramos con la competencia hay emoción; cuando preguntamos a alguien hay emoción.

Los temas sociales involucran emoción, porque tienen implícito el poder, sumisión y beneficio personal.

El enfoque en la razón, en el control del comportamiento humano, en la anticipación de la conducta ha generado la falsa idea de que nos manejamos con la razón. Y eso no es del todo cierto.

La historia humana claramente contradice el hecho de que somos seres totalmente racionales.

Para terminar, quiero contarles que la miopía del futuro no sólo está relacionada con lo neurológico.

Y quiero cerrar con una simple cita que espero que tengas presente: “Lo que nos hace personas nos es nuestra capacidad racional, si no nuestras emociones al razonar”

[Total:0    Promedio:0/5]