Saltar al contenido

EMDR: La maquina del tiempo

maquina del tiempo

Hace años, si habláramos de lo que voy a contar a continuación, la gran mayoría no lo entenderían y la otra mitad le costaría entenderlo.

Sin embargo, la técnica que vamos a contar pertenece a las terapias de como llamamos en Psicología, de tercera generación y la utilizamos en consulta por su eficacia y resultados.

Cómo superar el pasado

Ya hemos comentado anteriormente las terapias de tercera Generación y sobre las técnicas EMDR.

Vamos a explicar como se aplica y lo que es realmente, ya que hay demasiada información al respecto y nos podemos perder al entender lo qué es realmente.

Cuando los pacientes llegan a consulta, muchos conocen exactamente  cuál es su problema, pero otros sin embargo nos cuentan que no se encuentran bien en general, están decaídos, perdidos, no saben indicar un comienzo de su situación actual, muchos cuentan que se sienten deprimidos, sin ganas de hacer nada, saben que tienen una situación negativa o un problema, pero no saben muy bien como identificarlo, solucionarlo.

La verdad que esta situación es muy común en consulta. En las primeras sesiones, los primeros pasos de la terapia consisten en indagar más sobre el problema, como es, como afecta, que se siente, que se hace, etc. A partir de aquí  comenzamos a realizar las primeras hipótesis de como se origino y planteamos el problema y su análisis.

Una vez tenemos la información, y cuando no encontramos exactamente el desencadenante que puede estar afectando al paciente, es cuando utilizamos las técnicas EMDR.

Cómo afecta el pasado en el presente

El pasado influye de manera muy importante en tu vida, en tus decisiones, en tu carácter. Tu personalidad esta condicionada no solo por tus ideas futuras y tus pensamiento del momento, si no también por los acontecimientos que has vivido a lo largo de tu vida. Cuando estos acontecimientos no se han resuelto de manera positiva, encontramos que esa experiencia se ha quedado pendiente y continúa haciendote daño en tu presente Nos referimos a esto como situaciones no resueltas que producen dolor. Podemos decir que es como la nostalgia, un malestar que sigue afectándote a tu vida día tras día.

Nostalgia, en griego su traducción significa “el dolor de una vieja herida”, es un dolor de corazón, mucho más intenso de lo que es un recuerdo. Para que ese dolor que nos afecta sane, tenemos que ir al origen de ese problema, a la situación que genera el dolor e integrar ese suceso en nuestro presente. Así es como se cura esa vieja herida.

Para realizar la integración del pasado, lograr a aceptarlo de manera optima en nuestro presente y superarlo, tenemos que viajar a ese mismo momento.

Cómo modificamos el pasado en nuestro cerebro

En el trabajo que realizamos, lo que hacemos es ir al recuerdo, para volver a experimentar la vivencia del pasado de manera consciente, e integrarla en nuestro presente. Imagínate por ejemplo que cuando eras niño, tu madre te regañaba constantemente para que te portaras bien y no dijeras cosas inadecuadas. Tu madre que era una persona que le importaba mucho lo que pensaran de ella y de sus hijos, te enseño un mensaje, que lo que piense todo el mundo importa. Lo que quedara procesado en tu cerebro como “Es vergonzoso si la gente me ve haciendo algo mal”

Desde este momento ese mensaje se quedo en tu cabeza, y como hacemos con todas nuestras ideas, poco a poco dejo una huella en tu memoria, esa huella dice “lo que los demás piensan importa mucho” y así esta idea comenzó a crear otras nuevas relacionadas con su significado, como pueden ser: “no puedo hacer nada mal por que van a pensar que soy rara” “ no voy a hacer tal cosa por si me ve alguien y lo cuenta a todo el mundo” “No voy a intentar esa cosa que quiero por que como falle la gente lo va a ver, van a decir que soy una fracasada y pensarán mal de mi”

Ahora imagina la misma situación del pasado, con tu madre, pero esta vez  eres un adulto, estas al lado de tu madre, ante ese mismo comentario que origino esa idea, imagínate a ti de niño, hace 20 años, teniendo el apoyo de una persona adulta, que te va a apoyar y aconsejar, e imagina que esa persona de apoyo eres tú, con la edad que tengas ahora, y que puedes ayudar a ese niño y decirle que no importa lo que piense todo el mundo, que puede permitirse fallar, que no hay nada perfecto,  y que lo apoyaras siempre sea cual sea el resultado, es decir le cuentas lo que en realidad piensas.

El apoyo al niño hace que esa situación comience a alterarse y la idea que genera el problema se debilite. Porque esa idea social no es realista, pero como va a saberlo un niño, como va a cuestionar las palabras de su madre, aunque no reflejen la realidad el niño, las percibe como verdad. Por eso es tan importante la figura del Yo Adulto.

El trabajo se complementa con técnicas de integración bilateral, mediante movimientos oculares, o escucha bilateral, que realiza el Psicólogo mientras se recuerda la situación problemática. El paciente es totalmente consciente de todo, de hecho es parte activa, aunque eso si, normalmente tras una sesión de EMDR podemos padecer un ligero agotamiento. Ten en cuenta que estamos procesando recuerdos y eso implica trabajo por parte del cerebro.

 Realizando una integración de este tipo de situaciones, conseguimos que esa situación que nos hacía comportarnos y sentirnos mal continuamente, se integre en nosotros, forme parte de nuestra vida, pero como suceso pasado, así se supera esa situación, ya sea de nuestra infancia o hace un mes atrás.

Este tipo de técnicas son cada vez más demandas, y se utilizan cada vez mas por psicólogos de todas las corrientes, ya que  el resultado y la mejora del paciente hacen que valga la pena. Todos los psicólogos nos referimos a estos recursos como técnicas. Pero es más que eso, es una máquina del tiempo, va hacia atrás y hacia adelante, nos lleva al momento al que queremos regresar y cambiarlo. Nos permite viajar al pasado, para poder continuar con nuestro futuro.

[Total:0    Promedio:0/5]